Combatiente del FuturoTecnología PonibleGrafeno

El Grafeno es uno de los materiales que más expectativas ha creado en el mundo científico, tanto es así, que se le considera el material del futuro. Este material permitirá crear estructuras que no se oxiden y fabricar aditivos que sean impenetrables en las situaciones más extremas de uso, está dando un vuelco a la industria fotovoltaica permitiendo tener el control del amplio espectro electromagnético de la luz. Aparecen las pantallas flexibles de Grafeno, y se presenta como el material precursor para el despliegue de la nueva generación de energías renovables aprovechando el gran potencial de este material en la producción y almacenamiento de energía.

A su vez, las nuevas pantallas OLED (Organic Light-Emitting Diode) proporcionan flexibilidad y ergonomía, al ser un material más delgado que las pantallas LCD. Además, estas pantallas son más económicas, proporcionan un rango mayor de colores y contrastes, y garantizan un menor consumo.

Los diodos de las pantallas OLED se basan en una capa electroluminiscente formada por una película de componentes orgánicos que reaccionan a una determinada estimulación eléctrica, generando y emitiendo luz por sí mismos. Su rendimiento está condicionado por la resistencia eléctrica y la rugosidad de la superficie. El Grafeno aparece como una solución interesante para formar parte de estos diodos ya que su función de trabajo puede modificarse fácilmente. También es un material considerado atómicamente plano, lo que evitaría pérdidas de eficiencia a causa de la rugosidad.